NacionalesPolítica

Magistrados partidarios rechazan auditoría internacional contra fraude, propuesta por presidenta del TSE

La presidenta del Tribunal Supremo Electoral (TSE), Dora Martínez, lamentó no haber recibido el apoyo del resto de magistrados para que una instancia internacional audite el proceso electoral, que era la única opción para prevenir el fraude el 28 de febrero. 

“Quiero informar al pueblo salvadoreño que no obtuve los votos necesarios de los magistrados para la auditoría internacional del sistema. Sin embargo me mantengo firme en buscar las alternativas necesaria para brindar la transparencia y certeza de los resultados”, anunció la magistrada.

Entre los magistrados propietarios que no querían aceptar la realidad del fracaso de los simulacros están Guillermo Wellman, cuota de ARENA; Julio Olivo, cuota del FMLN y opositor confeso del Gobierno, y Noel Orellana, designado por la Corte Suprema. Wellman, por ejemplo, intentó culpar a los técnicos. Olivo sugirió que los errores los provocaban los mismos equipos. 

Orellana mintió y dijo que el Gobierno no había provisto los fondos que la institución había solicitado,

De esta manera, los garantes del proceso electoral no quisieron salvarlo. El 28 de febrero se celebrarán los comicios para elegir diputados y concejos municipales. 

Pero, a 10 días de que llegue la fecha, el proceso de transmisión tiene 98 % de fallos. Además, para estos ejercicios previos  ni siquiera se utilizó la misma tecnología que se usará el propio día. 

“Hago un llamado a la Junta de Vigilancia  Electoral para que realice la auditoría al sistema que fue autorizada por el Organismo Colegiado y que impulsé en su momento. Los invito a que hagan los señalamientos necesarios de la forma en que la ley lo permite”, dijo la magistrada.

Además, etiquetó en sus mensajes a las cuentas de los partidos, para  ponerlos en alerta de que puede haber complicaciones el día de las elecciones. “Insto a los partidos políticos a ejercer la vigilancia que por derecho tienen en cada Junta Receptora de Votos”, concluyó la funcionaria del tribunal.

La transmisión de datos es una parte clave, porque si bien las juntas envían actas firmadas y se cuenta voto por voto en cada mesa, la información que se ingresa al sistema para después centralizarla es la que está en duda. 

El magistrado que responde al partido ARENA despotricó en contra de  los empleados que denunciaron los problemas en el sistema y desconoció la autoridad de la magistrada Martínez. “Yo he pedido su destitución”, se escucha a Wellman en un audio que fue ampliamente difundido y que él no desmintió.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba