Internacionales

Tratamiento de Trump podría ser evidencia de que su caso COVID-19 es grave, dicen expertos

El presidente recibió una infusión de un tratamiento de anticuerpos experimental de Regeneron Pharmaceuticals que se está estudiando para infecciones tempranas.

Los médicos que no participaron en el tratamiento del presidente Donald Trump por COVID-19 dijeron que el hecho de que haya comenzado a tomar dexametasona, un esteroide genérico ampliamente utilizado en otras enfermedades para reducir la inflamación, es evidencia de que su caso es grave, informaron medios internacionales.

El equipo médico de Trump dijo el domingo que el presidente comenzó a tomar esteroides después de experimentar niveles bajos de oxígeno, pero su condición estaba mejorando y podría ser dado de alta del hospital el lunes.

«Lo que escuché en la descripción de la conferencia de prensa sugirió que el presidente tiene una enfermedad más grave que la imagen generalmente optimista que se muestra», dijo el doctor Daniel McQuillen, especialista en enfermedades infecciosas del Lahey Hospital & Medical Center en Burlington, Massachusetts.

La Sociedad Estadounidense de Enfermedades Infecciosas dice que la dexametasona es beneficiosa en personas con COVID-19 crítico o grave que requieren oxígeno adicional. Pero los estudios muestran que el medicamento no es útil, e incluso puede ser perjudicial, en personas con un caso más leve de la enfermedad.

Los médicos que han estado tratando a pacientes con COVID-19 durante meses dijeron que Trump, quien sorprendió a sus seguidores fuera del hospital al pasar en una caravana el domingo por la noche, aún podría ser dado de alta del hospital. Trump regresó al Centro Médico Militar Nacional Walter Reed después del corto viaje.

“No va a ir a una casa donde no hay atención médica. Básicamente, hay un hospital en la Casa Blanca ”, dijo el Dr. Walid Gellad, profesor de medicina en la Universidad de Pittsburgh.

Trump, de 74 años, fue trasladado en avión al hospital el viernes horas después de anunciar que había dado positivo por infección por coronavirus. Mientras estaba en la Casa Blanca, el presidente recibió una infusión de un tratamiento de anticuerpos experimental de Regeneron Pharmaceuticals que se está estudiando para infecciones tempranas. 

El sábado, el presidente inició un curso de cinco días de remdesivir, un medicamento antiviral intravenoso, que vende Gilead Sciences.

Si Trump ya no requiere oxígeno suplementario y puede volver a sus actividades normales, sus médicos podrían darle de alta del hospital, dijo el Amesh Adalja, especialista en enfermedades infecciosas de la Universidad Johns Hopkins. “Sería muy poco probable que saliera de un lugar a otro y de campaña en menos de 14 días”, explicó.

Con reportes de la agencia internacional Reuters.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios