Internacionales

Donald Trump planea utilizar militares si gobernadores no controlan violencia por protestas

Para activar el ejército en los EE. UU., Trump tendría que invocar la Ley de Insurrección de 1807. El mandatario planea resolver las protestas por la muerte de George Floyd.

El presidente Donald Trump anunció desde el Jardín de las Rosas de la Casa Blanca que usaría al ejército de los EE. UU. para detener los disturbios en todo el país en reacción a la muerte de George Floyd, informó el medio estadounidense NBC News.

«Estoy movilizando todos los recursos federales y locales, civiles y militares, para proteger los derechos de los estadounidenses respetuosos de la ley», dijo Trump en el discurso extraordinario, después que la policía disparó dispositivos de humo afuera para alejar a los manifestantes de la Casa Blanca.

«Estamos poniendo fin a los disturbios y la anarquía que se ha extendido por todo nuestro país. Lo terminaremos ahora. (…) Si una ciudad o estado se niega a tomar las medidas necesarias para defender la vida y la propiedad de sus residentes, entonces desplegaré al ejército de los Estados Unidos y resolveré rápidamente el problema para ellos«, aseveró Trump.

Poco antes de que comenzara a hablar, unos 20 minutos antes del toque de queda de las 19:00 hora del este en Washington, la policía y la Guardia Nacional comenzaron a usar humo y explosiones para alejar a la gran multitud de manifestantes pacíficos que estaban afuera.

Pronto se hizo evidente por qué las autoridades habían despejado por la fuerza el Parque Lafayette, y sus calles, de manifestantes pacíficos: al concluir sus comentarios, Trump dijo que iba a «presentar mis respetos a un lugar muy, muy especial».

Luego, rodeado por muchos de sus ayudantes del ala oeste, cruzó la calle que había sido despejada para estar fuera de la iglesia St. John’s, que sufrió daños por el fuego de las protestas del domingo por la noche. Trump levantó una Biblia afuera de la iglesia y posó para fotos, luego regresó a la Casa Blanca. No ingresó a la iglesia ni expresó ningún sentimiento religioso allí.

Los críticos rechazaron el anuncio. «El deseo de un cierto telón de fondo para un anuncio de prensa no es un requisito de seguridad», tuiteó el senador Brian Schatz, de Hawaii. «En otras palabras, usar el poder de las Fuerzas Armadas de los EE. UU. para limpiar a los manifestantes pacíficos … es un abuso masivo del poder«.

Para activar el ejército para operar en los EE. UU., Trump tendría que invocar la Ley de Insurrección de 213 años, que cuatro personas familiarizadas con la decisión le habían dicho a NBC News que planeaba retomar.

En una sesión informativa con periodistas el lunes, la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Kayleigh McEnany, dejó abierta la posibilidad de que el presidente pudiera invocar la ley. «La Ley de la Insurrección, es una de las herramientas disponibles, si el presidente decide perseguir eso, esa es su prerrogativa», dijo McEnany.

Los gobernadores pueden solicitar que el gobierno federal envíe tropas en servicio activo para ayudar en casos de disturbios civiles como las protestas generalizadas que asolan las ciudades de los Estados Unidos en los últimos días. Pero, hasta ahora, ningún gobernador ha solicitado la asistencia de tropas en servicio activo y, en cambio, han confiado en la policía local, soldados y aviadores de la Guardia Nacional en servicio activo estatal.

Los gobernadores a menudo prefieren las fuerzas de la Guardia Nacional en estos casos porque pueden cumplir legalmente las tareas de aplicación de la ley en los Estados Unidos, mientras que las tropas en servicio activo no pueden hacerlo sin violar la Ley Posse Comitatus, una ley de 1878 que prohíbe al gobierno utilizar las fuerzas militares para actuar como una fuerza policial dentro de las fronteras de los Estados Unidos.

Pero el presidente podría invocar la Ley de Insurrección para desplegar tropas en servicio activo sin una solicitud de un gobernador. A esas tropas se les permitiría realizar misiones de aplicación de la ley. Para invocar el acto, Trump primero tendría que emitir una proclamación para «ordenar de inmediato a los insurgentes que se dispersen y se retiren pacíficamente a sus moradas en un tiempo limitado», según la normativa.

Cuando se invocó en 1992 durante los disturbios de Los Ángeles, la decisión fue solicitada por el entonces gobernador de California, Pete Wilson, y no invocada únicamente por el presidente George H.W. Bush.

Información sobre la pandemia COVID-19

World free icon

Datos mundiales

Alcance de pandemia COVID-19

Coronavirus free icon

Síntomas

Aprende cuáles son los síntomas por COVID-19 para actuar a tiempo

Hand wash free icon

Prevención

Estas son las medidas de protección básicas contra la COVID-19

Warning free icon

Preguntas clave

Preguntas y respuestas vitales sobre la COVID-19 que ya reporta un millón de contagios

Patient free icon

Cobertura especial

102nueve Periódico Digital de El Salvador territorio del adulto joven
Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Cerrar

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios